Esta técnica está indicada en mujeres que han sufrido una amputación de uno o ambos pechos y quieren recobrar su femineidad y su perfil.
Es normal que aunque se reconstruya una sola mama, se planee modificar la mama sana para lograr una razonable simetría.
La reconstrucción requiere de varios tiempos operatorios por lo que la necesidad de una segunda operación es bastante segura.
La intervención dura entre 2 y 4 hrs.
Internación en Sanatorio 24 hrs.
Retirada de puntos a los 15 días.
La anestesia es general.
Ducha a las 48 hrs.
Evitar los movimientos bruscos en el postoperatorio y levantar los brazos.
No fumar 15 días antes de la operación.

Saber más sobre reconstrucción de mama...

Hasta 1977 sólo los implantes eran utilizados para la reconstrucción mamaria; posteriormente se agregaron los expansores tisulares introducidos por Radovan en 1982 y las diferentes técnicas con tejido autólogo.
En una segunda etapa se priorizó en la reconstrucción el refinamiento estético y la disminución de la morbilidad en los procedimientos, es aquí donde se publicaron las experiencias con expansores anatómicos texturizados transitorios y definitivos, los colgajos libres y fundamentalmente las mastectomías con conservación de piel.Las técnicas quirúrgicas propuestas para hacer frente a los problemas arriba mencionados son clasificadas en la actualidad bajo el término general de “cirugía oncoplástica”, término usado por Audretsch en 1994 y redefinido más adelante por Bostwick como “reconstrucción inmediata específica para un determinado grupo de tumores”.El cirujano que realice la reconstrucción debe ser un cirujano plástico. (SIGN Guidework of Management of Breast Cancer in Women).

Al intentar clasificar las reconstrucciones vemos que pueden ser:
Autóloga: cuando se realiza con tejidos propios.
Heteróloga: cuando se utilizan cuerpos extraños, como los expansores.
Mixtas: cuando se utilizan ambos recursos.

En la reconstrucción mamaria se pueden utilizar multitud de técnicas disponibles. La elección de una u otras viene dadas por las características particulares de cada paciente, entre las que se encuentran:

  • El tipo de mastectomía previa.
  • Los deseos y expectativas de la paciente
  • El estado de salud.
  • La cubierta cutánea.
  • La persistencia o no del músculo pectoral mayor.
  • La edad de la paciente.
  • Si se ha sometido o no a radioterapia previa.
  • El peso y la obesidad.
  • Las intervenciones previas que haya recibido.
  • Etc.

Reconstrucción mamaria inmediata

Es la que se realiza en el mismo acto quirúrgico que la mastectomía.

Reconstrucción mamaria diferida

Es la que se realiza al finalizar los tratamientos de quimioterapia y radioterapia.

Los Implantes

En general, la utilización de estos queda limitada a la reconstrucción inmediata, de preferencia en mastectomías con conservación de piel y en pacientes con mamas pequeñas.
También se necesita buena calidad y cantidad de piel y de tejido celular subcutáneo.
El músculo pectoral debe estar indemne. Esto se debe a que es difícil lograr con estos materiales la simetría y una buena caída de la mama.

Los Expansores

En 1982, Radovan presentó la primera experiencia en reconstrucción mamaria con prótesis expansoras. Se trata de ir distendiendo la piel poco a poco a través de un tiempo determinado; esa es la función del expansor, y con posterioridad se coloca una prótesis definitiva.
Los expansores pueden ser transitorios o definitivos.
El transitorio, una vez cumplida su misión de expandir, se retira y se sustituye por un implante.
El definitivo expande y luego queda porque tiene una cobertura de gel de silicona y una cavidad en su interior para ser llenada con solución salina a través de una válvula.
El proceso de expansión de la piel dura unos dos meses.
Después, para mantener y estabilizar la piel expandida se procede al segundo tiempo quirúrgico de recambio del expansor transitorio por la prótesis definitiva, corrección de la simetría y reconstrucción del complejo areola-pezón.
En caso de una reconstrucción con expansor definitivo se plantea aquí solo la corrección del complejo areola-pezón.

El músculo Dorsal Ancho

La utilización del músculo dorsal ancho más un área de piel suprayacente, cubre defectos post mastectomías dejando tras la utilización de expansores e implantes, una neomama de excelente calidad.

La reconstrucción del complejo areola pezón

Es el último paso de la reconstrucción de mama.
Primero se reconstruye el pezón con tejido propio y luego se hace un injerto de piel total para la areola.

Complicaciones

Todos los procedimientos quirúrgicos tienen riesgos inherentes que incluyen hemorragia e infección.
El hematoma ocurre en un 1.5 % de los casos.
La infección tiene una incidencia de un 2.2 %
Seroma.
La contractura capsular retráctil varía entre un 6 y un 10 %
La pérdida del expansor, porque este se aboque al exterior de la piel es lo más preocupante, y ocurre en el 2% de los casos.
Asimetría.
Las complicaciones aumentan si ha habido radioterapia previa.